Búsqueda
NUESTRA LUCHA

¡Luchamos directamente por el comunismo!

El Partido Laboral Progresista (PLP) lucha para destruir el capitalismo y la dictadura de la clase capitalista. Nosotros organizamos a trabajadores, soldados y estudiantes en un movimiento revolucionario para el comunismo.

Solo la dictadura de la clase trabajadora (comunismo) puede proveer una solución duradera al desastre que el mundo de hoy es para miles de millones de personas. Esto no se puede hacer a través de la política electoral, sino que requiere de un movimiento revolucionario y un Ejercito Rojo masivo dirigido por el PLP.

El capitalismo y su imparable lucha por ganancias, nos llevan a la guerra, el fascismo, la pobreza, las enfermedades, las hambrunas y la destrucción ambiental. La clase capitalista, a través de su poder de estado – gobierno, ejércitos, policía, escuelas y cultura – mantienen una dictadura sobre los trabajadores del mundo. La dictadura capitalista apoya y es apoyada por las ideologías del racismo, sexismo, nacionalismo, individualismo, y la religión.

Los patrones y sus voceros dicen que “el comunismo está muerto”. Pero es el capitalismo el que ha fracasado para miles de millones en el mundo. El capitalismo regresó a Rusia y China porque el Socialismo mantuyo aspectos del sistema de ganancias, como los sueldos y privilegios. Rusia y China nunca llegaron al comunismo.

 Comunismo significa que trabajando colectivamente podremos construir una sociedad. Nosotros aboliremos el dinero y las ganancias. Todos compartiremos la carga y los beneficios de la sociedad.

 Comunismo significa la abolición del racismo y el concepto de raza. Los capitalistas usan el racismo para super explotar a trabajadores negros, latinos, asiáticos, y para dividir a toda la clase trabajadora.

Comunismo significa la abolición de la opresión especial de la mujer ( sexismo ) y los roles tradicionales de género creados en una sociedad de clases.

Comunismo significa abolir todas las naciones y el nacionalismo. Una clase trabajadora internacional, un mundo, un Partido.

Comunismo significa que la mente de millones de trabajadores se libere de las falsas promesas, la ideología ponzoñosa no científica de la religión. El comunismo triunfara cuando las masas de trabajadores puedan usar la ciencia y el materialismo dialectico para entender, analizar, y cambiar al mundo.

Comunismo significa que el Partido dirigirá todos los aspectos de la sociedad. Para que esto funcione, millones de trabajadores, eventualmente todos los trabajadores, deberán convertirse en organizadores comunistas. ¡Únetenos!

 

 

Dona
Challenge Periodicals
PO Box 808
Brooklyn, NY 11202
« Serie centenaria de revolución Bolchevique: La Gran Conspiración | Main | Foro internacional crea unidad de clase obrera »
Thursday
Nov092017

Obreros de Oakland combaten aumentos de rentas racistas

OAKLAND, CA—Dos veces los trabajadores de Oakland y sus niños invadieron el enclave rico de Piedmont para enfrentar al propietario racista Steven Kalmbach en su mansión de $4 millones de dólares. Esta batalla esta centrada en Oakland del Este, un área predominantemente de trabajadores negros e inmigrantes.
Por varias semanas, hasta una docena de familias e amigos de Oakland lucharon contra Kalmbach quien duplico la renta, de $1,200 a $2,400/mes. Según la noticia, los inquilinos tienen que pagar la nueva renta o moverse. Esto es básicamente un orden de desalojo.
A los capitalistas inversionistas se les cae la baba sobre las “oportunidades” para beneficiarse de las “edificaciones” allá. La siembra del terror policial contra los jóvenes negros y latinos, y la actividad de la oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) trabajan junto con estos inversionistas. El Partido Laboral Progresista (PLP) se está uniendo con estos luchadores antirracistas y construyendo una base para la política comunista.
Los patrones se benefician del crisis de vivienda
Comenzando con las aperturas de juicio hipotecario en 2008, la mudanza racista de muchas familias se está intensificando. Kalmbach es el Director de California Norteño de Pulte Homes, una compañía inversionista parasitaria especializando en la compra de “propiedad en dificultades” como apertura de juicio hipotecario a precios de venta inmejorables durante el crisis de vivienda de 2007-2009. Aun en pagar $1,200 a mes, Kalmbach está haciendo ganancias en su inversión especialmente desde que hace casi nada para mantener la propiedad.
Pero la ganancia moderada no es suficiente para estos capitalistas sanguinarios, mientras buscan a maximizar sus ganancias del mercado de vivienda “súper caliente” del Bay Area. Él tuvo la audacia de decir que necesitaba el dinero para mandar a su hijo al colegio y para efectuar mayores inversiones y quizás “negociar” más pequeños aumentos de renta para familias individuales pero eventualmente, aumentaría las rentas según la “tarifa de mercado”.
La solidaridad de los trabajadores dirige el camino a la lucha
Los trabajadores respondieron con medidas colectivas y están involucrados en un local sin-fines-de-lucro para planear la lucha. Las acciones directas de esta organización recientemente tuvo éxito en previniendo las aperturas de juicio hipotecario, los desalojos y aumentos de renta para varias familias de clase trabajadora. Las tácticas vareaban de acción directa como piquetear, a cartas electrónicas llamando acciones y cobertura en los medios de comunicación locales. Hay movimientos en Oakland y nivel estatal para pasar leyes por reformas en el control de vivienda y renta. Estas demandas incluyen:
Proveyendo fondos de relocalización para los inquilinos enfrentando aumentos de renta por más de 10 porciento.
Prevenir la discriminación debido al status inmigratorio del inquilino.
Hacer el cubrimiento de control de renta para una vivienda unifamiliar.
Encontrar a inversionistas de conciencia social para estructurar un fideicomiso con el propósito de comprar propiedad y rentarlo como vivienda a buenos precios o proveer el camino hacia la propiedad de una vivienda.
Asegurar fondos por la vivienda para los desamparados.
Están atacando el medio de vida principalmente de los trabajadores inmigrantes y sus familias. Muchos inquilinos tienen niños de edad escolar, y trabajan como personas de limpieza, ayudantes de camareros, paisajistas, y en otros trabajos de bajo sueldo. La batalla para un alojamiento digno está relacionada con la batalla por mejores sueldos y beneficios.
Sus hogares están hechos principalmente de pequeños cabañas con dos recamaras. Unas familias han estado viviendo allí por diez años. Aun pagando $1,200 por mes, estos trabajadores con bajo salarios luchan para sobre vivir. Por lo tanto, la propuesta para aumentar la renta esencialmente es un orden de desalojo y una invitación para ser parte de los desplazados y desamparados cada vez más numerosos en el Bay Area. Veinte y Cinco por ciento de los desamparados de Oakland tienen trabajos. Por supuesto, todo esto es legal y aprobado por el gobierno capitalista: “Hogares de unifamiliares no están cubiertos por el control de renta porque ellos están exentos bajo Costa-Hawkins, una ley estatal aprobado el 1995 que limita esfuerzos de control de renta local” (East Bay Times, 9/29.) Mientras la lucha continua, es importante de mostrar cuyos intereses el gobierno proteja.
Ninguna seguridad bajo el capitalismo
En una sesión de seguimiento, los organizadores y abogados animaron a la gente a que se involucraran en las campanas legislativas. Un miembro del PLP activo en esta lucha dijo que era “escandaloso que un hombre viviendo en una mansión de $4 millones pueda dictar las vidas de docenas de familias, miembros de clase trabajadora, dándoles las opciones de pobreza o el desamparo. Mientras los hogares sean propiedades por ganancias privadas, nunca tendremos la justicia, la igualdad o un lugar seguro para vivir”.
Kalmbach ve el “mercado de viviendas” como “una oportunidad de inversión”. El PLP ve que estos hogares están llenos de familias vivas y palpitantes que necesitan vivienda digna y que tienen la capacidad de organizar y luchar. Continuaremos a luchar y aprender de como promover con más confianza un futuro comunista para la clase trabajadora.

Reader Comments

There are no comments for this journal entry. To create a new comment, use the form below.

PostPost a New Comment

Enter your information below to add a new comment.

My response is on my own website »
Author Email (optional):
Author URL (optional):
Post:
 
Some HTML allowed: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <code> <em> <i> <strike> <strong>